Técnicas de Fecundación In Vitro (FIV)

 La FIV (Fertilización In Vitro) es quizás la técnica de reproducción asistida más conocida. Durante un ciclo de FIV los óvulos conseguidos tras estimulación hormonal y los espermatozoides se unen en el laboratorio con el fin de que se creen embriones. Los embriones, preferentemente dos, son transferidos dentro del útero de la mujer. Con esto se busca que al menos uno de los embriones se implante y se desarrolle como en cualquier otro embarazo.
La fertilización in vitro es un proceso con 4 pasos:

Paso 1: Estimulación del ovario, monitorización y maduración de los óvulos
Normalmente el cuerpo de la mujer sólo crea un óvulo maduro cada mes, se utilizan medicaciones hormonales, que estimulan el ovario, para obtener más dinyecciones-para-quemar-grasae un óvulo. Obtener un buen número de óvulos maduros utilizables para la fertilización incrementa las posibilidades de conseguir un embarazo..

Paso 2: Punción y aspiración de los óvulos
Cuando la estimulación ovárica se completa y los óvulos están maduros intentaremos obtener tantos como sea posible, dado que no todos los óvulos tienen la calidad suficiente para utilizarse en un ciclo de fecundación in vitro.
La obtención de los óvulos se hace a través de la vagina, bajo anestesia, aspirándose el contenido de los folículos que se identifican y puncionan mediante ecografía vaginal. El fluido conseguido se examina al microscopio para identificar e individualizar los óvulos conseguidos.
Todo el proceso se realizará en un quirófano hospitalario especializado para mayor seguridad de la paciente, que podrá ser dada de alta hospitalaria en 1 ó 2 horas tras la punción.

Paso 3: Fertilización
Los espermatozoides más fuertes y activos se seleccionan en el laboratorio y se sitúan con los óvulos en una incubadora que mantiene la misma temperatura del cuerpo de la mujer.
A las 24 horas los óvulos se examinan en el microscopio para determinar si ha habido fertilización. Si ha sucedido, los embriones obtenidos se transferirán al útero de la mujer.
Para aumentar las posibilidades de 11081239_924980930855541_117579493753094240_nembarazo se realiza el Hatching embrionario. Esta es una técnica de laboratorio mediante la cual se realiza un orificio mecánica o químicamente en la zona que rodea al embrión. Con ello, se facilita la implantación del embrión.

Paso 4: Transferencia embrionaria
La transferencia embrionaria es un procedimiento no muy complejo y que puede ser realizado sin anestesia. Los embriones se sitúan en un10929557_924980980855536_6055224862227162606_n pequeño tubo o cánula y son depositados dentro del útero.
Este procedimiento se realiza a los 2, 3 ó 5 días, dependiendo de las
características de la paciente y de los embriones.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *