¿Qué es el cáncer de ovario?

El cáncer se origina cuando las células en el cuerpo comienzan a crecer en forma descontrolada. Las células en casi cualquier parte del cuerpo pueden convertirse en cáncer y pueden extenderse a otras áreas del cuerpo. Para aprender más acerca de cómo los cánceres comienzan y se propagan.

El cáncer ovárico se origina en los ovarios. Los ovarios son glándulas reproductoras encontradas sólo en las mujeres que producen los óvulos para la reproducción. Los óvulos viajan a través de las trompas de Falopio hacia el útero donde el óvulo fertilizado se implanta y se desarrolla en un feto. Además, los ovarios son la fuente principal de las hormonas femeninas, el estrógeno y la progesterona. Un ovario está en cada lado del útero en la pelvis.

229402-1

Los ovarios están compuestos por tres tipos principales de células: Cada tipo de célula se puede desarrollar en un tipo diferente de tumor.

  • Los tumores epiteliales se originan de las células que cubren la superficie externa del ovario. La mayoría de los tumores ováricos son tumores de células epiteliales.
  • Los tumores de células germinales se originan de las células que producen los óvulos.
  • Los tumores estromales se originan de las células del tejido estructural que sostienen el ovario y producen las hormonas femeninas estrógeno y progesterona.

La mayoría de estos tumores son benignos (no cancerosos) y nunca se propagan fuera del ovario. Los tumores se pueden tratar mediante la extirpación quirúrgica de un ovario o de parte del ovario que contiene el tumor.

Los tumores ováricos malignos (cancerosos) o tumores de bajo potencial maligno se pueden propagar (hacer metástasis) a otras partes del cuerpo, y pueden causar la muerte. El tratamiento para estos tipos de tumores se describe más adelante en este documento.

Tumores ováricos epiteliales

Tumores ováricos epiteliales benignos

La mayoría de los tumores ováricos epiteliales son benignos, no se propagan y generalmente no conducen a enfermedades graves. Existen varios tipos de tumores epiteliales benignos, incluidos los cistoadenomas serosos, los cistoadenomas mucinosos y los tumores de Brenner.

Tumores de bajo potencial maligno

Cuando se observan con el microscopio, algunos tumores ováricos epiteliales no se ven claramente como cancerosos. Éstos se denominan tumores de bajo potencial maligno (low malignant potential, LMP). También se les conoce como cáncer ovárico epitelial fronterizo. Estos tumores se diferencian de los cánceres ováricos típicos porque no crecen hacia el tejido de sostén del ovario (llamado estroma ovárico). Asimismo, si se propagan fuera del ovario, como por ejemplo, a la cavidad abdominal, es posible que crezcan en el revestimiento del abdomen, pero a menudo no hacia el interior de éste.

Estos cánceres tienden a afectar a las mujeres más jóvenes en comparación con los cánceres ováricos típicos. Los tumores LMP crecen lentamente y tienen menos probabilidades de causar la muerte que la mayoría de los cánceres de ovario. Aunque pueden causar la muerte, esto no es común que ocurra.

Tumores ováricos epiteliales malignos

Los tumores epiteliales cancerosos reciben el nombre de carcinomas. Aproximadamente de 85 a 90% de los cánceres de ovario son carcinomas ováricos epiteliales. Cuando alguien dice que tuvo cáncer de ovario, por lo general significa que se trataba de este tipo de cáncer. Estas células del tumor presentan varias características (cuando se observan con un microscopio) que se pueden utilizar para clasificar a los carcinomas ováricos epiteliales en diferentes tipos. El tipo seroso es por mucho el más común, pero existen otros tipos como mucinosos, endometrioides y de células claras.

Si las células no lucen como cualquiera de estos cuatro subtipos, al tumor se le llama indiferenciado. Los carcinomas ováricos epiteliales indiferenciados tienden a crecer y propagarse más rápidamente que los otros tipos. Los carcinomas ováricos epiteliales son clasificados por estos subtipos, aunque también se les asigna un grado y una etapa.

El grado clasifica el tumor de acuerdo con su similitud con el tejido normal en una escala de 1, 2 o 3. Los carcinomas ováricos epiteliales de grado 1 se parecen más al tejido normal y tienden a tener un mejor pronóstico. Por otro lado, los carcinomas ováricos epiteliales de grado 3 se parecen menos al tejido normal y generalmente tienen un peor pronóstico. Los tumores de grado 2 lucen y actúan entre los de grado 1 y 3.

La etapa del tumor describe la extensión de la propagación del tumor desde donde se originó en el ovario. El cáncer epitelial de los ovarios suele propagarse primero al revestimiento y a los órganos de la pelvis y el abdomen (barriga). Esto puede producir una acumulación de líquido en la cavidad abdominal (ascitis). A medida que la enfermedad avanza, se puede propagar a los pulmones y al hígado, o en pocas ocasiones, al cerebro, los huesos o la piel.

Continúa leyendo ¿Qué es el cáncer de ovario?

Síntomas menos conocidos de la endometriosis

La endometriosis es un trastorno que cada vez cobra más fuerza entre las mujeres en edad reproductiva. Los primeros síntomas pueden aparecer después de las primeras reglas, aunque en la mayor parte de los casos, se tornan más fuertes y notables entre los 25 y los 35 años de edad.

Aunque no tiene cura definitiva, sí existen ciertos tratamientos que pueden mejorar la calidad de vida de quien la padece. Te contamos en este artículo cuáles son algunos de los síntomas de la endometriosis, más allá del crecimiento y surgimiento de tejido endometrial en el aparato reproductor femenino y zonas adyacentes.

sintomas-endometriosis

Cólicos menstruales muy intensos

Si bien es normal experimentar molestias y hasta cierto dolor durante las menstruaciones, las mujeres conendometriosis sufren mucho dolor, y cólicos más intensos. El endometrio es justamente, el tejido que se forma en el interior del útero para albergar un posible óvulo fecundado, si esto no sucede, durante la regla, se expulsa.

Las mujeres que sufren de esta afección producen más tejido del normal, llegando a cubrir en casos más allá del útero: las trompas y el útero, la vejiga o incluso los intestinos. Al tener la menstruación, el proceso de desprendimiento es más extenso y dificultoso, de aquí el dolor más pronunciado.
Dolor durante las relaciones sexuales

Otro síntoma poco conocido de este problema es el experimentar molestia o dolor durante las relaciones sexuales. Esto se puede producir porque la endometriosis afecta a otros órganos de la región pélvica.
Características de este dolor: se trata de un dolor cíclico, es intenso, aumenta progresivamente, se asocia al que se siente durante la regla y no sentirás alivio al tomar analgésicos.
Infertilidad

Otro de los síntomas claros de endometriosis es la dificultad para quedar embarazada. Muchos casos de infertilidad tienen relación directa con esto. Tal correlación puede ser explicada por la obstrucción causada por la endometriosis. Además, la inflamación crónica en la pelvis puede impedir la implantación del embrión en el útero.
No obstante, la buena noticia es que, en el caso de que presentes este problema, tu fertilidad puede ser restablecida con el tratamiento adecuado, solo tendrás que ir al médico cuanto antes.

endometriosis
Alteraciones y dolor en el intestino durante el sangrado menstrual

Como se señaló, en ocasiones el endometrio llega hasta los intestinos, lo que puede dificultar aún más el cuadro y ocasionar inflamación y dolor en este órgano. Síntomas asociados: gases, hinchazón y cólicos fuertes, o incluso sangrado en las heces.
Dolor al orinar

Así como los intestinos, la vejiga también se encuentra en la región afectada por la endometriosis y puede sufrir las mismas complicaciones cuando baja el sangrado menstrual. Probablemente, se sienta más dolor al orinar, o incluso puede llegar a sangrar.
En los casos más severos, la endometriosis puede comprometer los uréteres, que son las estructuras que transportan la orina de los riñones para la vejiga, y puede llegar a complicar los riñones también.

FIV con donante de óvulos

Las técnicas de reproducción asistida han hecho posible que una mujer, cuyos óvulos no son de la calidad necesaria para lograr un embarazo por sí mismos, pueda acceder a la maternidad gracias al altruismo de otra mujer, con óvulos de mayor calidad, cedidos a una receptora anónimamente.

Antes de acceder a un programa de donación la posible donante ha de someterse a un proceso importante de selección que valore su aptitud p13263991_mlara ser donante, en el que se estudian tanto estado físico como psicológico antes de permitirle donar óvulos.

El proceso de FIV con donante de óvulos puede hacerse de dos maneras muy diferentes según el origen de los óvulos, pero la primera parte del proceso es igual para los dos tipos. Continúa leyendo FIV con donante de óvulos

Implantación embrionaria

La implantación embrionaria es el proceso por el que el embrión se ancla en el endometrio. A partir de ese momento se comenzará a formar la placenta para permitir la nutrición, sustento y protección del futuro bebé durante la gestación.

Conocer por qué unos embriones implantan y otros no constituye uno de los retos de la medicina reproductiva. El íntimo conocimiento de los aspectos fisiológicos de este proceso es importante para diseñar estrategias que permitan aumentar las posibilidades de embarazo. Continúa leyendo Implantación embrionaria

Congelación de semen

La congelación del semen es una técnica ampliamente utilizada y que sirve para preservar la fertilidad en el hombre. Una vez el esperma es analizado se realiza la congelación de la muestra. Estas muestras se guardan en bancos de semen, donde pueden permanecer por un tiempo ilimitado hasta que se requiera su uso.

La calidad de los espermatozoides no se ve prácticamente alterada por la congelación, de forma que después se pueden utilizar en técnicas de reproducción asistida para conseguir el embarazo. Continúa leyendo Congelación de semen